Recuerdos de Calamocha

Recuerdos de Calamocha

lunes, 21 de mayo de 2007

Del Puente Ratero al Pozo Los Hoyos y más allá ...






Del Ratero al Pozo del Tío Paco, …

Cierto que dichas fotos constituyen la Cara B del trayecto, la que da pena, la que da cuenta de lo que podría ser el sendero del río de estar todo adecentado como paseo y la que refleja una parte de la realidad, la otra, otro día, si me encuentro con animo… si a ello añadimos que todo estaba seco, que apenas había algo verde, aún se distorsiona más la realidad, … para rematar la jugada, por mi parte capuce al saltar un caño, casi me atasco en el zanago al salir, y me enganche en unas zarzas en el intento de fotografiar una de las muchas grullas que vi, estas cámaras digitales son más lentas que el caballo del malo y aunque las grullas tardan en levantar el vuelo, no hay manera de pillarlas en tierra. La próxima vez, iré preparado y “caerán”.

Y como siempre parada obligatoria en la Y Griega, y oración por el alma del macho Bayo, que en dicho lugar se le ahogara al abuelo José, al parecer tenia sed el animal, y mucha. Terrible, debió ser toda una tragedia, no era un capricho para pasear, era una maquinaria agrícola, lo tendría el abuelo asegurado a todo riesgo … uf, que tiempos.

Fotos, Viernes Santo de 2007.

Por cierto, a lo largo del trayecto me encontré con tres tristes pescadores, si bien en un principio, dude de lo que eran, caminaban por el río, vestían de verde militar, llevaban escudos, y ciertamente creia que al pasar junto a ellos, dirian aquello de "Venimos en son de paz" … menos mal que todavía recuerdo lo que es un caña de pescar y pude respirar tranquilo al pasar junto a ellos y comprobar que no estaban armados y si hartos y ya sin paciencia, “aquí no hay nada”, “aquí tampoco”, “che, yo me iría a comer, estoy jodio frio” …. Pobre gente, venir de tan lejos para esto, si me hubiesen visto a mi pescar décadas atrás … total para pescar lo mismo o incluso mas, por que nosotros sabíamos aprecia madrillas y samarugos, de un geme a medio palmo en su justa medida.

 

No hay comentarios: